Nuestro planeta Tierra se divide en superficie terrestre y agua. Representados en un 30% y 70% respectivamente. Lo que indica que muy probablemente existan más animales marinos que terrestres escondidos en todos los mares del mundo actualmente. No obstante, la dificultad de investigación del fondo marino hace que las tareas de búsqueda e investigación de fósiles sean arduas y muy complicadas. Pero a raíz de estas investigaciones se siguen descubriendo nuevos animales cada año. Entre ellos muchos que hoy pertenecen a la prehistoria como monstruos marinos.

Primeros monstruos marinos

Livyatan melvillei

Arrancamos nuestro recorrido por los animales marinos de la prehistoria, con uno de los más recientemente hallados, pero uno de los más monstruosos: el Livyatan melvillei, que fue una especie de odontoceno cuyos fósiles se encontraron recientemente en el año 2008. Sus fósiles datan de hace cerca de 13 millones de años y se estima que vivían en lo que actualmente es el Perú.

Megalodón

Seguimos con otro de los gigantescos animales marinos de la prehistoria. Igualmente conocido como megalodonte, el megalodón fue una criatura que habitó los océanos hace cerca de 28 millones de años y se extinguió hace tan sólo 1 millón de años. Esto señala, a contrario a lo que algunos creen, que no cohabitó con los dinosaurios.

Quizás sea la especie más conocida de bestias marinas. Para tener una idea, imagínense a un tiburón del tamaño de un autobús. Y es que tan gigantesca como peligrosa criatura, podía alcanzar hasta los 16 metros de longitud.

Monstruos marinos de la prehistoria

Monstruos marinos de la prehistoria

Liopleurodon

Aquí otro de los animales marinos de la prehistoria, el Liopleurodon. Este habitó hace alrededor de 160 millones de años. Estos imponentes monstruos llegaban a medir casi hasta 6,5 metros de largo. Eran otros de los verdaderos gigantes marinos que habitaron, especialmente, las aguas de los mares jurásicos del viejo continente.

Kronosaurus

El Kronosaurus se trata una descomunal especie de pliosaurio. Para tener una mejor idea, era como un feroz lagarto asesino de entre 9 y 12 metros de longitud. Estaba repleto de enormes y también muy afilados dientes, capaces de destruir prácticamente lo que fuera.

Monstruos marinos de la prehistoria

Monstruos marinos de la prehistoria

Dunkleosteus

Las dimensiones de los grandes depredadores venían marcadas también por el tamaño de las presas que debían que cazar. Es el caso del dunkleosteus, un pez gigante que vivió hace 380 millones de años. Medía alrededor de 10 metros de largo y era un pez carnívoro, que podía comer hasta los de su misma especie.

Monstruos marinos de la prehistoria

Monstruos marinos de la prehistoria

Eurypterida

Y culminamos este paseo junto a los animales marinos de la prehistoria. Fue apodado de esta forma, debido a su parecido físico con el escorpión que ahora conocemos. Aunque en realidad no tenían ningún parentesco. Al contrario, descendía de la familia de los xifosuros y arácnidos. Su nombre científico real es Eurypterida.